Espacio dedicado a promover la devoción a la Virgen mediante la divulgación del rezo del Rosario, como medio de contemplar y meditar los misterios de la vida de Nuestro Señor Jesucristo y asemejarnos a Él.

Web principal:

http://www.cofradiarosario.net/

Página de Recursos para rezar:

https://www.facebook.com/recursospararezar/

Asociación y Cofradía del Rosario Santo Domingo el Real


viernes, 11 de noviembre de 2016

El Santo Rosario




Es la veneración más grande que podemos hacerle a la Virgen María, donde recordamos los acontecimientos más importantes de la vida de su hijo Jesús. Es importante que recordemos que en todas las apariciones antiguas y recientes de la Virgen María, tal como las de: Fátima, Lourdes, Guadalupe, y las recientes en Medjugorje (lugar no aprobado por el Vaticano todavía); lo que pide Élla es que recemos mucho. Por otro lado, el Papa Juan Pablo II fue un gran devoto de la Santísima Virgen por lo que su veneración lo manifestaba a través de rezar mucho El Rosario, quien siempre hablaba sobre la necesidad de rezarlo, e inclusive introdujo unos nuevos misterios que los llamó los Misterios Luminosos.





¿Cómo Rezar El Santísimo Rosario?




Todo rosario comienza con dos signos sacramentales: La Señal de la Cruz y Persignarse o Santiguarse. Seguido de oraciones y jaculatorias. Al final del rosario nos santiguamos para terminar.




Realizamos la Señal de la Cruz haciendo tres cruces con el dedo pulgar de la mano derecha. Es importante destacar que las cruces siempre se hacen con la mano derecha, de arriba hacia abajo y de izquierda a derecha. La primera cruz en la frente, la segunda en la boca y la tercera en el pecho. Cuando hacemos la de la frente, decimos Por la señal de la santa Cruz. Al hacerla en la boca, decimos de nuestros enemigos. Y en el pecho, decimos: líbranos, Señor, Dios nuestro.




Después nos persignamos o santiguamos haciendo una sola cruz con la mano derecha desde la frente al pecho y desde el hombre izquierdo al derecho, diciendo: En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.




Las oraciones que rezamos durante el Rosario son:




Señor Mío


Padre Nuestro


Avemaría


Gloria


Salve


El Credo


Oración Final


Las jaculatorias que rezamos son: [Una jaculatoria es una oración vocal breve y fervorosa]




María, Madre de Gracia


Alabanzas y Gracias


Virgen Purísima (son tres: antes del parto, en el parto y después del parto)


El rosario consiste de cinco decenas, esto significa que en cada misterio se rezan diez Avemarías. Además, cada misterio comienza con un Padre Nuestro y una Gloria. Al final de cada uno rezamos las jaculatorias: María, Madre de Gracias y Alabanzas y Gracias.


Una vez que hemos rezado las cinco decenas o los cinco misterios del día, decimos tres veces la jaculatorias Virgen Purísima (antes del parto, en el parto y después del parto) como indicamos en seguida:




“Virgen Purísima y castísima antes del parto. Hacednos mansos, puros, humildes y castos”.


“Virgen Purísima y castísima en el parto. Hacednos mansos, puros, humildes y castos”.


“Virgen Purísima y castísima después del parto. Hacednos mansos, puros, humildes y castos”.


Para terminar rezamos: la Oración Final y la Salve; para después santiguarnos de despedida.

No hay comentarios: